No desistir

Sin violencia y aceptando las distracciones, me encuentro, como dice el p. John que a un nivel repito el mantra y en otro mi imaginación va por un lado y por otro, y, pocas veces, cuando logro serenar la mente, comienza el pensamiento, que lo estoy haciendo bien, volviendo a empezar, y sigo con el mantra descansando en la respiración, No sé si me explico, pero a pesar de la dificultad creo que Dios me anima a no desistir.

José Luis Galera
Sevilla, España

¿Te gusta el escrito de José Luis? Siembra la semilla de la meditación cristiana compartiéndola entre tus amigos – dale a los iconos de abajo de las redes sociales.