Monthly Archives: January 2015

cascadas2

´Repetir el mantra es el proceso de abrillantar el espejo que tenemos en nuestro interior´. Father John Main

Es una maravillosa metáfora que da sentido e inyecta entusiasmo a nuestra simple tarea de repetir nuestro mantra durante todo el periodo de nuestra meditación.

Repetimos la palabra Maranatha con toda nuestra conciencia, lealtad, entusiasmo y Amor – dos veces al día por 30 minutos cada vez. Cuando nos percatamos de las distracciones, leal, entusismadamente y amorosamente regresamos a la repetición de nuestro mantra.

Muchas gracias, Ramiro, por acompañarnos en este proceso y que seas parte de este movimiento de perseverancia que nos mueve a todos a continuar.

Lucía Gayón

mandala13

En cuanto a tus preguntas, creo que la parte más difícil de la meditación es la CONSTANCIA, porque los resultados no se ven enseguida, estamos muy acostumbrados al YA, téngalo ya, cómprelo ya, lo quiero ya. Y el camino de la meditación dá sus frutos con el tiempo.

Cómo se podría superar? por mi experiencia ,creo que con VOLUNTAD y la NECESIDAD de no permanecer a la intemperie. Digo esto pues he abandonado la Religión, y necesito ir a la Fuente, a la Esencia de mí Misma , y estoy segura que hallaré el camino ( depende de mí…).

Qué apoyos me gustaría tener: artículos no ne cesariamente de Religión; por ej. estoy leyendo un libro de E.Tolle , El poder del Ahora y me ayuda, no es que necesariamente uno tiene que estar de acuerdo en todo con el autor, pero insiste mucho en el Presente que uno está viviendo; tambien artículos sobre el tema “Atención plena” o Mindfullness, que nos ayuda a estar siempre atentas en la vida diaria.

Tambien leo los Evangelios, que leo con el comentario o explicación de Enrique Martínez Lozano, con su mirada transpersonal (es como si estuvieran “traducidos” para los seres humanos del siglo xxi), y por supuesto con el comentario semanal del Padre Main que son fruto de su larga vida meditativa. No sé si me supe explicar, es lo que siento ahora.

Gracias, cariños desde Argentina,

Elena Colombo

lazos

Meditar no es tan fácil como parece, las distracciones de la mente, los pensamientos que aparecen constantemente, los ruidos que nos molestan, y otras cosas suceden cuando nos disponemos a la meditación, para superar estos inconvenientes no hay otra cosa que perseverar y seguir intentando el silencio interior que solo nos conduce a Jesús y llegado a ese punto todo es hermoso, verdadero y nos llena de alegría y amor, en El y con El todo se puede lograr !!!!

Su Margot