El adviento es permanente

Para mi el adviento es permanente, todos los días de mi vida, a cada instante se produce la venida de Jesús en mi, en cada momento de mi meditación, en cada segundo de mi vida. Es una eterna preparación para lo que está ocurriendo a cada instante. La meditación me conecta con el milagro del nacimiento, muerte y resurrección permanente.

Por ello nos invito a conectarnos en meditación. Lo hago ahora.

Ricardo Centurión

¿Te gustaría iniciar el camino de la meditación cristiana? Explora este sitio web y recibe los escritos de Father John Main en tu correo. Pulsa aquí para inscribirte a nuestro servicio de apoyo virtual.

Leave a Reply

Your email address will not be published.