Ser como el pan que se comía en esas fechas: Pan puro sin levadura (miedos, rencores, odio, pereza, pecado, etc .) Que seamos auténticos y adheridos a el, estar en su presencia y muy atentos a nosotros mismos, no a los demás, ver nuestro interior en vez de querer estar viendo el interior de otros, y sobre todo estar atentos para mantenernos en ese estado, porque es muy fácil descuidarse y salir….Saludos a todo el grupo muchas bendiciones…Dios con nosotros, quien en contra nuestra!

Xóchitl Dupont

Leave a Reply

Your email address will not be published.