La riqueza del mantra

La riqueza del mantra resulta de que nada necesita mas que a sí mismo. Visto desde afuera pareciera ser “pobreza” porque se trata de algo simple, que no tiene nada más que a sí mismo. Ese despojo de nada tener se transforma en “riqueza” de nada necesitar salvo la misma Gracia de DIOS. Que por definición es “gratis”, es de ir un regalo, un don. Y ya sabemos que los dones recibidos se multiplican igual que lo que hacemos con un regalo que recibimos de alguien muy querido. Sentimos como que no los merecemos. Porque nada hicimos para recibirlos. Y el único modo de “pagarlo” será precisamente en hacer nosotros mismos nuestros regalos, regalos no de algo sino de nuestro mismo ser, de nosotros mismos al vaciarnos que de aquellos que tenemos. La Meditación es la gran camino desde nuestra vulnerabilidad a nuestra riqueza en el mantra. Un mantra por ser “pobre” es lo más valioso que podemos recibir porque es todo!

Dani Roggero
Buenos Aires, Argentina

Recibe los escritos sobre la meditación cristiana de Father John Main en tu correo – son gratis. Por favor pulsa aqui