A oportunidad para compartir que hoy ocurren mayores distracciones que en mis inicios, tengo demasiados situaciones que resolver, y aun asì digo NO a la distración, le pido a Jesus que desate mi mente de todo pensamiento que me cause dolor, tristezas, enojos y que me ayude a desapegarme y que me conceda la gracia de elegirlo siempre y decir NO a la distracción.

Mercedes Elorza de Flores
Caracas, Venezuela

Dejaste de meditar por algún tiempo? Re-inicia sabiendo que es el Espíritu Santo que ora en ti. Ven a nuestra Capilla Virtual.