Ser Uno y Nada con el espíritu divino

En mi camino mis sentidos y mi cuerpo han sufrido transformaciones importantes, cuidar a mi cuerpo, darle la debida importancia y el alimento adecuado. Mis sentidos se han vuelto más agudos, pero a la vez menos importantes cuando la situación amerita. Todo esto lo fui notando en la medida que iba meditando.

Pero, esto no es el objetivo de la meditación, no debo poseerlo ni desearlo… El objetivo fundamental es no ser, es ser Uno y Nada con el espíritu divino que habita en mi.

Medito en minutos.

Ricardo Centurión

¿Te gustaría iniciar el camino de la meditación cristiana? Explora este sitio web y recibe los escritos de Father John Main en tu correo. Pulsa aquí para inscribirte a nuestro servicio de apoyo virtual.

Leave a Reply

Your email address will not be published.