abcdef

La intolerancia religiosa es inadmisible en un seguidor de Jesús. Él nos enseñó que el Amor es la esencia de su mensaje. Ese Amor es universal y va dirigido a todos, aun a quienes nos hacen daño.
No se puede rechazar a otro por sus ideas religiosas y considerarse un seguidor de Jesús.

Los tristes eventos que ocurrieron en Francia son el resultado de una formación religiosa errónea que exalta los propios valores y rechaza a quien no los practica. Desgraciadamente, no sólo se encuentran en el ámbito islámico, sino entre otros credos como el judaísmo o el propio catolicismo. La solución es volver al Evangelio y recuperar el genuino espíritu de Nuestro Salvador.

Alicia Gundín

Leave a Reply

Your email address will not be published.