El perfeccionismo como resistencia a la meditación cristiana

El perfeccionismo como resistencia a la meditación cristiana – Eduardo

Al principio de empezar a meditar mi gran obstáculo y resistencia fue el perfeccionismo con que iniciaba cada sesión, que se extendía a todo lo relacionado con ella. Mi afán por “hacer las cosas bien” me producía tensión y me impedía relajarme y sincronizar de manera natural respiración y palabra.

Siempre fui fiel y constante pero tarde en hacer la sesión de cada día como se nos indicaba.

Después las distracciones fueron mi mayor obstáculo, me costó mucho superar el enfado y desasosiego que me producían su aparición frecuente,algo por otro normal y bien sabido por todos.

Hoy acepto cada distracción con naturalidad y la reconozco como punto de apoyo para seguir adelante y avanzar en la proclamación de la palabra.

A día de hoy realizó las sesiones con la mayor naturalidad, paciencia y sencillez de que soy capaz,dando gracias a Dios por el don recibido y procuro abandonarme y estar en su presencia ,por encima de todo.

Eduardo Silva.
Salamanca, España

Hay un camino de interioridad que es el de la Meditación Cristiana que te lleva a experimentar la Oración Contemplativa y que tiene como objetivo aprender a hacer silencio para descubrir su presencia divina en tu corazón.