Sencillo no quiere decir fácil

Sencillo no quiere decir fácil – Eduardo

Todos sabemos que sencillo no quiere decir fácil y en pocas o ninguna actividad es tan verdad como en la práctica diaria de la meditación.

Sabemos por experiencia propia y por la manera en vivimos y observamos a los demás qué , cuanto más complejo es algo y más expectativas se crean, más posibilidades tenemos de quedar defraudados, y en la vida espiritual mucho más aún.

La meditación es muy exigente porque para llevarla a cabo hace falta humildad,fidelidad,mucho silencio y toda la perseverancia de que seamos capaces.Lo que es fácil entender es que esas cualidades,inherentes a la condición humana, en la vida diaria no están presentes para la inmensa mayoría de nuestra sociedad.
Lo explica muy bien el antiquísimo refrán ,” del dicho al hecho hay un gran trecho”.
En ese trecho es donde estamos y seguimos adelante gracias a Dios y a todos y cada de nosotros.
Me gusta mucho la idea sencilla que transmite el texto de que ” fuera del silencio no es posible alcanzar los niveles de conciencia superiores para meditar todos los días”.

A mi amigo le diría que comenzará a meditar y que lo experimentará él mismo,evitando cualquier tipo de expectativa y sabiendo que que estare a su lado siempre que me me necesite.

Eduardo Silva
Salamanca, España.

La importancia de dedicar tiempo a nuestra espiritualidad.