Volver una y otra vez

Volver una y otra vez – Eduardo

Voy a tratar de responder a la pregunta semanal desde la sencillez y sinceridad de que no voy a decir nada novedoso ni muy original.

Me fijare en distintos tipos de tareas que puedo realizar a lo largo del día, empezando por las tareas domésticas. He recorrido un camino partiendo de ser un casi inútil total a realizarlas con cierta facilidad, atención y auto observación suficientes para hacer lo que tengo que hacer. Nada más. Pero si me sorprende una y otra vez la enriquecedora experiencia de observarse cuando uno está haciendo algo centrado,atento y sereno,humildemente.

Hay tareas de mi trabajo ,sobre todo las más relacionadas con lo puramente digital, que me exigen atención y control para llevarlas a cabo pero que me producen tensión y desgaste porque no las domino y soy bien consciente de ello. Mi objetivo es hacer lo imprescindible con los menores errores posibles. No aspiro a más.

En las que de verdad estoy camino de acercarme a lo que el texto nos dice sabiamente, (calma atenta, cómo estado de conciencia no habitual) es a lo que considero el núcleo de mi actividad profesional,( escribir, aconsejar, mentorizar,formar equipo,negociar ..). En esa parcela de actividad estoy en esa dirección con la firme intención de hacerlo mejor cada jornada y seguir aprendiendo en esa dirección.

Y por supuesto cuando soy fiel a lo que me han enseñado tan bien en este grupo sobre cómo y porqué meditar cómo lo hacemos en cada sesión. Volver una y otra vez a decir el mantra con humildad,en silencio y sin más expectativas es la mejor manera de lograr la armonía de nuestro cuerpo,alma y espíritu.

No hay mejor enseñanza posible que esa….

Eduardo Silva
Salamanca, España

Conoce la Teología del Padre John Main, OSB